Con mucha satisfacción y el sentir del deber cumplido este 6/11 el Movimiento Siglo XXI cumple 21 años de existencia.

Y nos toca celebrar nuestro nuevo aniversario justo una semana antes que se desarrollen una nuevas elecciones, donde lamentablemente una vez mas habrá una sola lista oficialista compuesta por los integrantes del Aparato que se instalo en el club desde hace unos años.

Lamentamos mucho que los responsables de la

 

Con casi 3 meses de anticipación ya que el Torneo de la Liga comenzara el 27/1/23 se dio a conocer el programa de partidos tanto los de la primera parte, como los de la Copa de la Liga que se desarrollaran después de agosto.

Y, como si fuera poco, también se sorteo el rival de los 32 avos de la Copa Argentina habiendo salido Defensores de Belgrano como contrincante.

Y en tren de novedades, aunque no se haya hecho oficial todo el periodismo ya anuncio que

Profunda sorpresa causo el desistimiento en la participacion en las elecciones de la lista de la agrupación Nueva Era Calamar luego de haber sido oficializada como tal y comunicar que por "circunstancias ajenas a nuestra voluntad" se bajaban.

Y como venimos acompañando el proceso desde su inicio y además le hemos dado nuestros avales para tal propósito vamos a aclarar lo que sucedió, sin intermediarios ni segundas interpretaciones.

Todo comenzó con el nombramiento de la

Una vez mas y como es nuestra costumbre, después de presentado en la Asamblea Anual Ordinaria le brindamos a nuestros lectores interesados en el tema lo que arrojo el ejercicio contable cerrado el 30/6 de este año.

Antes de entrar en lo estrictamente numérico queremos dejar expresado nuestro

 

Posverdad o mentira emotiva es un neologismo que implica la distorsión deliberada de una realidad en la que priman las emociones y las creencias personales frente a los hechos objetivos, con el fin de crear y modelar la opinión pública e influir en las actitudes sociales, tal como lo define la Real Academia Española de la Lengua (RAE).2

 

Esta definición le cae perfecto a lo que hemos tenido que vivir en los últimos años los hinchas y fundamentalmente los socios de Platense.

Podemos hacer la excepción en las nuevas generaciones de Calamares, que,